Seguidores

sábado, 4 de febrero de 2012

Estoy aturdidamente aturdida. No sé por donde empezar, a veces pienso que eres un simple pasatiempos como cualquier otro tío que ha formado parte de mí. Como todos aquellos con los que me divertía sin llegar a otra cosa. Simplemente me lo pasaba bien y me distraía con simples besos y caricias que otros me ofrecían.
Ahora en cambio siento que es diferente, cada mirada, cada sonrisa, cada momento que paso a tu lado me hace darme cuenta que siempre has estado ahí pero que nunca me había dado cuenta.
El problema es que muchas veces hay que elegir entre tu propia felicidad y entre la felicidad de las personas que más quieres; en esos casos solo te quedan dos simples opciones: alejar lo que tu corazón sienta y hacer lo que tu cabeza te diga o ser egoísta por una vez.
Es mi vida, mi decisión y todo ello depende de mi felicidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja alegrías