Seguidores

domingo, 22 de abril de 2012

Me desperté sobresaltada, como si de una pesadilla se tratase; no sabía donde estaba ni que hacía en ese mortífero lugar. Salí de la cama y me vi reflejada en el espejo que estaba en frente de mí. No tenía buen aspecto, había perdido unos cuantos kilos y la palidez de mi rostro era sobrenatural. Salí de aquella habitación y por un momento sentí la soledad que siente una niña de 5 años al perderse en la calle.
Esa soledad que solo algunos han podido apreciar pero sobre todo de la que muy pocos han podido aprender. Y en ese mismo momento unos recuerdos ineditos me vienen a la mente, una luz parpadeante que me pide ir, una luz a la que la califico como hogar me pide a gritos que vaya y yo no sé bien qué hacer, me encuentro en un mar de esperanzas pérdidas y de sueños rotos del que hacía mucho tiempo había escapado.
Entonces es cuando una voz familiar me despierta, ¿ habré oído bien? no puede ser, es él, sí, como no distinguir esa voz, esa por la que tanto he llorado, tanto he sufrido pero sobre todo por la que tanto he amado.
Me dice que esté tranquila, que él estará ahí para todo. Que extraño, esa frase la he oído antes. Y con ese último pensamiento me duermo de nuevo.

4 comentarios:

  1. me ha encnatdo la entrada, escribes genial :) por cierto la anterior entrada de LJDH es impresionante :) :) muchos besitos
    http://girlsjustwannahavefun14.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  2. Beautiful pic, feels like something is missing there.


    /Avy

    http://mymotherfuckedmickjagger.blogspot.com

    ResponderEliminar
  3. me gusta mucho! pobrecilla la chica... Parece que la historia se repite
    Un beso!

    ResponderEliminar
  4. Que bien escribes Angela!Una amiga mia tambien vio LJDH y lloró con la muerte de Rue,tengo unas ganas de verla infinitas pd:Ya me contaras que tal por Paris
    bESOS INFINITOS xx http://cantabdobajolalluvia.blogspot.com

    ResponderEliminar

Deja alegrías